5 aspectos a conocer sobre la paternidad luego de los 40

4 Dic, 2019 11:11 am

Existen diversos motivos por los cuales los individuos ingresan a la paternidad a una edad que es considerada tardía, esto se refiere a quienes deciden ser padres después de los 40 años. Esta decisión puede ser por motivos laborales, personales o biológicos. Además, en la actualidad, la nueva generación de adultos se está inclinando por un estilo de vida mucho más urbano con menos descendencia y dedicando el inicio de su adultez a cumplir metas profesionales.

Aunque para quienes deciden convertirse en padres después de esta edad puede parecer todo un reto, es una elección que tiene importantes pros y contras que son indispensables conocer. Si este es tu caso, o el de algún allegado, no te pierdas este artículo donde te explicaremos cinco aspectos acerca de la paternidad luego de los 40 años, no te lo pierdas.

 

Te contamos mitos y verdades sobre los bebés prematuros.

 

Mayor certeza

 

Una de las principales diferencias que existen entre los padres jóvenes y la paternidad después de los 40 años, es que un embarazo inesperado pueden llevar a los jóvenes inexpertos a tomar malas decisiones que pueden afectar la crianza del más pequeño de la familia. Por su parte, los adultos mayores de 40 años han cumplido muchas más metas y han logrado, en su mayoría, conseguir un buen colchón económico, hechos que generan certeza y tranquila en los futuros padres.

Los jóvenes en ocasiones al convertirse en padres pueden verse sofocados por la inseguridad, problemas económicos y el miedo de no cumplir sus metas personales, situación contraria en la mayoría de los adultos mayores de 40 años.

 

Relación de pareja más estable

 

En ocasiones, la decisión de una pareja con individuos de más de 40 años de traer un hijo al mundo, ocurre cuando es tomada en base a que existe cierto equilibrio emocional en la pareja y hay una sensación de responsabilidad para llevar a cabo todo lo que implica la paternidad. En general, una pareja que se ha mantenido junta a lo largo de los años, hasta llegar a los 40 o má, es consolidada y mucho más estable. En este aspecto, las parejas jóvenes se pueden ver mucho más afectadas con la llegada del nuevo miembro de la familia.

 

Relación de pareja más estable

 

Experiencia paternal

 

La experiencia la da el tiempo. Posiblemente un individuo que haya pasado de los 40 años haya vivido de manera cercana la llegada de un bebé de algún amigo, familiar o compañero o incluso ya haya tenido que encargarse de un bebé con anterioridad. Es decir que a los 40 años la persona puede estar cargada de conocimientos suficientes para atender y cuidar de la mejor manera posible a su hijo. Por su parte, las parejas jóvenes suelen ser más inexpertas con respecto a todo lo que conlleva la crianza de un hijo. De esta manera la paternidad tardía puede aportar un poco más de tranquilidad.

 

Posibles complicaciones

 

Después de los 40 años es importante que la madre tenga el mayor del cuidado a lo largo de su embarazo. A esta edad el embarazo puede ser considerado de alto riesgo y también pueden existir mayores complicaciones a la hora de dar a luz, si se le compara con las mujeres de menor edad. Por ello es necesario que durante el embarazo se tenga un control riguroso y ponerse en manos de los mejores profesionales.

 

Conoce los cuidados que deben tener las madres después del parto.

 

Diferencias generacionales

 

Evidentemente existirá una marcada diferencia de edad entre los padres de más de 40 años y los hijos, que puede afectar la comunicación y el entendimiento entre ellos, por ello es importante fomentar unos fuertes lazos y es posible realizarlo con la ayuda de un especialista o terapeuta en el caso de que haya complicaciones en este aspecto.

En este orden de ideas, quienes deciden involucrarse en el mundo de la paternidad después de los 40 años, ya sea porque se encuentran enfocados en encontrar una buena pareja, trabajar, o años anteriores no tenían en sus metas criar a un hijo, pueden sacar provecho de todas las experiencias y recursos que han adquirido a lo largo de los años y tener en cuenta todas las complicaciones para tratarlas de la mejor manera posible.

Déjanos aquí tu comentario

Deja un comentario

Artículos relacionados

0